Actividades en terreno, que incluyeron sobrevuelos en la Región de Aysén, efectuaron expertos de Bienes Nacionales y de la CONAF, para analizar la propuesta de donación de terrenos al Estado por parte de la Fundación Conservación Patagónica, organización fundada por Kristine Tompkins, viuda del filántropo Douglas Tompkins.

Uno de los objetivos de la gira técnica fue conocer la situación ambiental y legal de los terrenos que constituirían en futuro Parque Nacional Patagonia, a conformarse por terrenos fiscales, las reservas nacionales Lago Cochrane y Lago Jeinimeni, además, de la estancia Chacabuco, propiedad de la mencionada fundación sin fines de lucro.

El ministro de Bienes Nacionales, Víctor Osorio, explicó que “el trabajo en terreno consistió en revisar la cartografía y planos de la zona para verificar la condición actual de la propiedad fiscal y de los territorios que serían donados, además de realizar la georreferenciación de la zona con el fin de entregar la contrapropuesta del Estado en cumplimiento con lo solicitado por la presidenta Michelle Bachelet tras recibir la propuesta de la viuda de Douglas Tompkins”.

Según el director ejecutivo de la Corporación Nacional Forestal, CONAF, Aarón Cavieres, la visita del equipo técnico de la institución permitió conocer y evaluar el valor ambiental del territorio, a través de la recopilación de datos sobre especies con problemas de conservación y de pisos vegetacionales escasamente representados en el Sistema Nacional de Áreas Silvestres Protegidas (SNASPE). “Nuestros profesionales pudieron comprobar la existencia de poblaciones de huemules y guanacos, además de numerosos humedales, que albergan una importante variedad de flora y fauna, especialmente aves”, informó.

Respecto a la flora, indicó que con la futura anexión de más de 260 mil hectáreas, la estepa mediterránea templada de Festuca pallescens Mulinium spinosum aumentará la representación del actual 4 a un 17 por ciento, aproximadamente, en el SNASPE. A ello, se agregan bosques de especies pertenecientes al subgénero Nothofagus, como por ejemplo, el ñirre.

La instancia de trabajo la lidera el Ministerio del Interior, el que conformó una mesa de trabajo por los ministerios de Medio Ambiente, Agricultura, Bienes Nacionales y Economía.

Los antecedentes recabados serán utilizados para generar un informe técnico  que sería entregado en el mes de abril y que finalmente será la base para que el Consejo de Ministros, apruebe o rechace la creación de la nueva área silvestre protegida, en un sistema de parques que incluiría la región de Los Lagos, Aysén y Magallanes.

 

2 marzo, 2016