Con la creación de nuevos parques nacionales, como el Monumento Natural Paposo Norte, en la Región de Antofagasta, y el Parque Nacional Yendegaia, en la Región de Magallanes, Chile sigue mejorando la cobertura y protección de sus ecosistemas. Así lo destacó el Director Ejecutivo de CONAF, Aarón Cavieres, en el marco del Día Internacional de la Biodiversidad que se celebra este domingo 22 de mayo.

También precisó que Paposo integró el piso vegetacional no representado en el Sistema Nacional de Áreas Silvestres Protegidas del Estado (SNASPE) “Matorral Desértico Mediterráneo Costero de Gypothamnium pinifolium y Heliotropium pycnophyllum”, y Yendegaia mejoró la representación del piso “Herbazal Antoboreal Andino de Nassauvia pygmaea y Nassauvia lagascae”, aumentado de un 13,9% a un 41,7% su superficie al interior del SNASPE.

En esta misma línea de trabajo, el Gobierno, a través de diferentes ministerios y CONAF, están trabajando en la creación de nuevas unidades, especialmente referidas a los ecosistemas que no están representados en el SNASPE. Las iniciativas de creación de unidades, en distintas categorías de protección, para estos años son: Monumento Natural Tillandsiales de Poconchile, Región de Arica-Parinacota; Monumento Natural Desembocadura del Río Loa, Región de Antofagasta; Parque Nacional Volcán Doña Inés, Región de Atacama; Monumento Natural Tres Cruces, Región de Coquimbo; Reserva Nacional La Cruz, Región del Maule; Parque Nacional Nevados de Sollipulli, Región de la Araucanía; Monumento Natural Caiquén Colorado (Categoría por definir), Región de Magallanes; y Parque Nacional Río Clarillo (recategorización), y Parque Nacional Río Olivares, en la Región Metropolitana.

A lo anterior se agregan las iniciativas de donación de las fundaciones ligadas a la Familia Tompkins para las regiones australes, las que en conjunto con aportes fiscales, significan la creación del Parque Nacional Patagonia, Parque Nacional Pumalín y Parque Nacional Melimoyu; la ampliación del Parque Nacional Hornopirén, Parque Nacional Isla Magdalena y Parque Nacional Corocovado; y la ampliación y recategorización de la Reserva Nacional Alacalufes.

Cabe destacar que de los 127 pisos vegetacionales o ecosistemas del país, 106 de ellos (82,7%) se encuentran presentes en el Sistema Nacional de Áreas Silvestres Protegidas del Estado (SNASPE), en distintos grados de cobertura. Sin embargo, el desafío de Chile para lograr un mejor nivel de conservación de su biodiversidad es integrar al sistema de protección los 21 de ellos (17,3%) que no se encuentran bajo protección.

Además Cavieres sostuvo que “si bien como país estamos avanzando en integrar estos pisos vegetacionales que no tienen ningún sistema de protección, justamente la creación de nuevas unidades nos permitirá seguir ampliando y mejorando la representatividad de los pisos vegetacionales que se encuentran protegidos en los 36 parques nacionales, 49 reservas nacionales y 16 monumentos naturales que integran hoy el SNASPE gestionado por CONAF, porque de los 106 ya protegidos hay un 24% de ellos que posee menos de 1% de sus superficies bajo algún sistema de protección”.

Conjuntamente con la gestión que realiza CONAF del SNASPE, el director de la Corporación, Aarón Cavieres, indicó que es muy relevante los planes de conservación de especies de flora y fauna en peligro o vulnerables, que se efectúan en estas unidades, donde destacan por ejemplo la de especies como el picaflor de Juan Fernández, huemul, gato andino, palma chilena, ruil y pitao, entre otros. Además, se realizan acciones de control de amenazas, como la avispa chaqueta amarilla, conejo europeo, visón, pino contorta, castor, álamo, zarzamora, jabalí, perros asilvestrados y ganado doméstico ilegal.

El SNASPE tiene como objetivo fundamental asegurar la diversidad biológica (artículo 34° de la Ley 19.300 de 1994), cuyo alcance se mide en función del nivel de ecosistemas naturales que son representados. Para el efecto, en la actualidad para el SNASPE se utiliza el Sistema de Pisos Vegetacionales (Luebert y Pliscoff, 2006), el que estableció para el país 127 pisos.

En la actualidad nuestros parques nacionales, reservas nacionales y monumentos naturales, suman en total una superficie de 14.755.196 hectáreas, algo más del 19% de la superficie continental del país. En ese contexto la cobertura pareciera amplia, sin embargo esta no es homogénea, con más del 80% de la superficie del sistema en las regiones de Aysén y Magallanes, y ecosistemas de alto valor en biodiversidad en la zona central que no están representados.

El 22 de mayo fue declarado por la Asamblea General de la ONU como Día Internacional de la Biodiversidad, porque recuerda que la Cumbre de la Tierra en Río de Janeiro en 1992 reconoció la necesidad mundial de conciliar la preservación futura de la biodiversidad con el progreso humano según criterios de sostenibilidad o sustentabilidad promulgados en el convenio internacional sobre la Diversidad Biológica, aprobado en Nairobi en esa fecha.

21 mayo, 2016